Jesús García|| @JessGar3023

Cuando LeBron James llegó a los Lakers se especuló que con él la franquicia tendría su futuro asegurado, pero realmente no es así, James tiene contrato de 4 años y en el último tiene la opción de jugador y no se sabe que rumbo elegirá si seguir con la franquicia, irse a otra ciudad o retirarse definitivamente de las canchas.

Pero Lakers pensó muy bien lo que haría, aseguró su futuro renovando a Ball, Hart, Igram y Kuzma, sus jóvenes jugadores son el núcleo del equipo, con James están más reforzados por lo que les sentará bien tenerlo 4 años para así cada uno ir mejorando y desarrollando sus habilidades.

Todos estos jugadores poseían opción de equipo, de cara a la temporada 2019-2020 pero Lakers quisieron realizar una antesala a ese momento por lo que renovaron a sus jugadores nuevos y puedan durar un largo tiempo en el equipo, Ball y Igram quienes han sido los jugadores estelares del equipo estarán un tiempo más al lado del experimentado James, además deberán adaptarse a ciertos cambios que posiblemente se empleen esta temporada.

Kuzma quien esta temporada deberá afrontar una nueva posición en la cancha, también continuará con Lakers para aportar su mayor ayuda para conseguir las victorias, al igual que lo hará Hart quien no ha tenido mucho protagonismo dentro de la cancha sin embargo a Lakers le conviene tenerlo junto a ellos.

MEO DEPORTESRIDIAN