“Trabajaban sin seguro hasta la extenuación. Dormían en el suelo, se alimentaban de las sobras y habían perdido de vista el pasaporte, custodiado por sus verdugos. Son las espeluznantes condiciones en las que 23 mujeres servían a la princesa emiratí Sheikha Hamda al-Nahyan (64) y sus siete hijas”, revela El Mundo.

Sheikha Hamda al-Nahyan, de la realeza emiratí, tenía a 23 esclavas

Sheikha Hamda al-Nahyan, de la realeza emiratí, tenía a 23 esclavas

Sin embargo, el calvario terminó durante un viaje a Bruselas, cuando lograron escapar de sus patronas y denunciar su esclavitud.

Ahora comienza el juicio en Bélgica. “Las princesas alquilaron durante años una planta completa de un famoso hotel de Bruselas. Siempre les acompañaba un séquito de más de 20 sirvientas que las acusan ahora de mantenerlas en condiciones cercanas a la esclavitud”, reveló al diario español Patricia Le Cocq, de la organización local Myria, un centro establecido para luchar contra el tráfico de seres humanos.

Durante algunos meses al año, Hamda y sus retoños solían disfrutar de una lujosa estancia “Los cargos a los que se enfrentan son tráfico de seres humanos por haber reclutado personas para hacerlas trabajar en circunstancias contrarias a la dignidad humana. Debían prestar sus servicios día y noche sin contar con permisos de trabajo. Recibían presiones e insultos y se les privó de su pasaporte y de su libertad de movimiento. Sufrieron, además, un tratamiento inhumano y situaciones que vulneran la legislación laboral, como no estar aseguradas contra accidentes o no recibir salarios”, detalla Le Cocq.

El veredicto final está previsto para el próximo 23 de junio.

“Es un caso muy destacado porque involucra a la familia real de Abu Dhabi y proporciona pruebas más amplias de que el tráfico y la esclavitud de mujeres en los estados del golfo Pérsico son tolerados”, afirmó Nicholas McGeehan, investigador de la organización Human Rights Watch.

El periódico detalla que el vía crucis de las criadas arroja luz sobre el draconiano sistema de kafala. “Es un mecanismo que encadena a los trabajadores a sus empleadores y que impide abandonar el trabajo incluso si se registran abusos graves. Era una práctica que se ha convertido en ley y es la forma en la que los nacionales del golfo han ejercido el control sobre sus empleados extranjeros”, desgrana McGeehan.

Dicen que los hombres guapos las prefieren poco agraciadas. Seguro tú misma has visto parejas en las que el más guapo es él y existe una explicación científica de por qué los hombres guapos se casan con las feas.

Los hombres las prefieren feas/ Salud180

De acuerdo con un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, se les preguntó a los hombres qué valoran más al buscar una pareja. La respuesta fue la apariencia física de una mujer, mientras que, para ellas, la prioridad es la situación económica del hombre.

Pero también es cierto que cada vez menos hombres deciden contraer matrimonio porque no quieren compartir sus finanzas con la pareja como lo señala un estudio de la Asociación de Psicología que halló que 66% de los jóvenes calificaron al dinero como extremadamente importante.

Esta podría ser la principal razón por la que hombres atractivos prefieren entablar una relación amorosa con una mujer considerada como poco agraciada para la que las finanzas de su pareja no son un factor determinante para estar con él.

Asimismo, los hombres creen que una mujer poco atractiva es mucho más fiel, confiable, estable y menos superficial.

Al ser menos atractivas sienten que ningún otro hombre podrá asediarla o “robársela”. Lo anterior de acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de California

Información de Salud180

Puerto Rico logró hoy preparar 1.000 galones (3.785 litros) de la taza de chocolate caliente más grande del mundo, con lo que superó la marca de 880 galones que se hicieron en Tampa, Florida (EE.UU.), en el año 2013.

chocolate

Así lo dio a conocer hoy a Efe Kenneth Leonor, presidente y fundador del Puerto Rico Chocolate Festival, donde se realizó la prueba y espera que el libro de Récord Guinness certifique la marca.

El Puerto Rico Chocolate Festival, en su quinta edición, se llevó a cabo entre este sábado y hoy en el Palacio de Recreación y Deportes Germán “Wilkins” Vélez de Mayagüez, municipio al oeste de Puerto Rico.

Para lograr el récord, se construyó un cilindro de ocho pies de alto (2,44 metros) y 3.000 libras (1.362 kilogramos) de peso que contó con cinco grifos por donde se repartió el chocolate para los aficionados. EFE