BERLÍN.- El neurólogo alemán Gerald Hüther sostiene que, en muchas personas, el trabajo cotidiano afecta las mismas zonas del cerebro que el dolor físico y que quien vive esa experiencia difícilmente puede recuperar la motivación, según informa hoy el Frankfurter Allgemeine en su edición digital.

“Mucha gente tiene en el trabajo experiencias en las que se activan las mismas redes del cerebro que reaccionan cuando hay dolores físicos. Quien pasa por esa experiencia dolorosa difícilmente puede recuperar la motivación”, dijo el neurólogo.

El neurólogo sostiene que esa experiencia se debe al recorte de su autonomía que viven muchas personas primero en la escuela y luego en el lugar de trabajo donde lo que hacen es permanentemente controlado primero por los profesores y luego por sus superiores en al empresa.

“Ya en el colegio aprendemos que tenemos que limitarnos a hacer lo que nos digan y cuando son mayores los niños van a trabajar con la misma falta de motivación que tenían en el colegio”, dijo Hüther.

No obstante, muchas empresas han empezado a darse cuenta que necesitan empleados que no se limiten a cumplir con su deber sino que tengan creatividad y asuman responsabilidades.

Para ello, advierte el neurólogo, se requiere que los trabajadores tengan un margen de autonomía y que vayan con gusto a trabajar.

EFE

LOS ÁNGELES .- Un estudio del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) publicado hoy afirma que mediante el bloqueo de una enzima que afecta a algunos genes es posible revertir la pérdida de memoria en el Alzheimer.

Los autores del estudio publicado hoy en la revista científica Cell Reports afirman haber encontrado un mecanismo que, en ratones de laboratorio, bloquea específicamente la enzima HDAC2 en su acción degenerativa de la memoria sin causar daños colaterales.

“Esto es emocionante porque por primera vez hemos encontrado un mecanismo específico por el cual la HDAC2 regula la expresión genética sináptica”, afirmó hoy Li-Huei Tsai, directora del Instituto de Aprendizaje y Memoria Picower de MIT e investigadora senior del estudio.

Los científicos descubrieron que la enzima HDAC2 se liga con otra denominada Sp3 formando una unión que “condensa firmemente” los genes relacionados con la memoria, lo que impide su desarrollo.

Los investigadores utilizaron un fragmento relativamente grande de proteína que interfiere con la HDAC2 para evitar que se uniera a la Sp3 y por lo mismo se redujera su efecto debilitador de la memoria.

Ahora Hidekuni Yamakawa, Jemmie Cheng y Jay Penney, investigadores líderes del estudio, buscarán moléculas más pequeñas que cumplan esta misma función disociadora y que puedan ser administradas como medicamentos.

Hasta ahora, la mayoría de drogas inhibitorias de las enzimas HDAC, que presentan más de una docena de formas, también bloqueaban otras como la HDAC-1, lo que podía tener efectos tóxicos, pues esta enzima es necesaria “para la proliferación de las células especialmente en la producción de glóbulos blancos y rojos”.

Para llegar a la identificación de la función específica de la HDAC2, los investigadores analizaron tejidos de personas fallecidas que no sufrían de Alzheimer, de los cuales 28 tenían niveles altos de la enzima y 35 con niveles bajos.

El análisis condujo a la identificación de aproximadamente 2.000 genes con niveles similares a la HDAC2 de los cuales -basados en la información de sus funciones- los investigadores eligieron tres para exámenes posteriores.

EFE

MANAGUA.- La entrega de tarros de leche, la desinformación sobre los beneficios de amamantar y una legislación que limita a ocho semanas la licencia postparto, son las principales causas por las que en Nicaragua no se cumple la lactancia exclusiva durante los primeros seis meses de vida del infante.

Según la Encuesta Nicaragüense de Demografía y Salud 2011/2012, el promedio de lactancia exclusiva hasta los seis meses en Nicaragua es del 31,7 %, por lo que se requiere de “acciones” para cambiar ese comportamiento, dijo en entrevista con Efe el especialista en desarrollo de la primera infancia de Unicef, Rafael Amador.

 

Los tarros de leche que el Estado entrega a los que cotizan al Seguro Social es uno de los “conflictos” para cumplir con la lactancia exclusiva durante los primeros seis meses, advirtió el especialista de Naciones Unidas, en el marco de la Semana Mundial de la Lactancia Materna.

Este es un tema que debe ser abordado entre los afiliados del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) y que en vez de potes de leche se demande un bono nutricional, con suplementos para la madre.

Según el especialista, los infantes que son alimentados con ese tipo de leche tienen más probabilidades de sufrir enfermedades y de acudir a los servicios de salud, que los bebés que toman el pecho.

“El tema aquí es cómo comunicarlo de manera efectiva y cómo llegar a un acuerdo para hacerlo real, sin conflictos”, razonó.

Amador señaló que otro obstáculo para la lactancia exclusiva se da con las trabajadoras, sobre todo del sector formal y que tienen una licencia maternal de un total de 12 semanas, de las que ocho son postnatales.

En ese sentido dijo que el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) ha propuesto una reforma a la Ley que extienda al menos a seis meses el descanso para la mujer y así garantizar la lactancia exclusiva.

EFE