Para el parlamentario la consecuente eliminación del tabulador en las empresas básicas de Guayana es  el reflejo más fehaciente de la igualdad del socialismo del siglo XXI, al colocar al grado más bajo del escalafón salarial la educación, el  esfuerzo y la experiencia de los trabajadores.

“La puesta a punto de la nueva escala salarial en las empresas básicas de Guayana y en la administración pública nacional representa una bofetada a la meritocracia y a la profesionalización de los trabajadores venezolanos, al eliminar de un solo plumazo cualquier incentivo a la capacitación y educación profesional”, así lo dio a conocer el diputado a la Asamblea Nacional por Acción Democrática Freddy Valera.

Para el parlamentario la consecuente eliminación del tabulador en las empresas básicas de Guayana es  el reflejo más fehaciente de la igualdad del socialismo del siglo XXI, al colocar al grado más bajo del escalafón salarial la educación, el  esfuerzo y la experiencia de los trabajadores.

“La entrada en vigencia de la nueva escala salarial  lejos de conllevar una equidad salarial ha acentuado la brecha social entre los trabajadores, al irrespetar de manera dantesca el cumplimiento del tabulador salarial, caracterizado por los años de servicios, capacitación profesional entre otros elementos esenciales ”.

 

Único responsable

Valera afirmó que los trabajadores no son responsables de la crisis económica por la cual atraviesan las empresas básicas, producto del pésimo manejo de sus finanzas y el incumplimiento en sus planes de inversión.

“Ha transcurrido más de un mes del inicio de la protesta en Guayana y pese a la paralización de la mayoría de las empresas básicas, la repuesta del Ejecutivo Nacional ha sido nula, conllevando a que el caos y la incertidumbre se apodere del sector”.

El parlamentario aseguró que la apatía del régimen por las empresas de Guayana no es reciente, producto entre otros factores de los bajos niveles de rentabilidad y márgenes para las negociaciones turbias.

“Lo que antes era considerado un lomito por los enchufados de turno hoy no son más que cascarones vacíos, obsolescentes e improductivos de allí la poca capacidad de repuesta para  sus trabajadores”

Consumismo y corrupción    

A juicio de Valera la otrora alternativa no petrolera del país se dilapido en  consumos suntuosos de sus administradores, comisiones multimillonarias, corrupción e indolencia revolucionaria, que han conllevado al cierre  técnico de las empresas básicas r que hoy exige respuestas concretas a sus exigencias salariales.

“Desde la Asamblea Nacional respaldamos la exigencia de nuestros trabajadores que hoy exigen la devolución de su meritocracia, el cumplimiento de beneficio contractuales ante la quiebra en la cual la administración de Nicolás Maduro ha sumido las empresas básicas, a través de la importación de materia prima, abultamiento de las nóminas de las empresas y hechos de corrupción lo cual hace inviable su sostenibilidad en el tiempo”. (Prensa Diputado Freddy Valera)