Luisa Ortega Díaz insiste en que el cuerpo de Albán sea inspeccionado por patólogos independientes antes de la inhumación de sus restos


La fiscal en el exilio, Luisa Ortega Díaz, lamentó la muerte del concejal Fernando Albán y responsabilizó al presidente Nicolás Maduro, la vicepresidenta Delcy Rodríguez, el director del Sebin, Gustavo González López y la ministra de Asuntos Penitenciarios, Iris Varela de ser los principales autores del deceso del edil.

En entrevista a NTN24 el 9 de octubre, Ortega Díaz reveló tener “información de adentro” del Sebin sobre el caso de Albán en la que al parecer “se les murió ahogado porque lo torturaban con una bolsa. Lo ‘bolsearon’, como dicen en el argot policial, y se les murió. Esa es la información que tenemos”.

Manifestó su preocupación por la exigencia de una “investigación seria” por parte de las autoridades y ante eso expresó su perplejidad por la rapidez de los actos velatorios del concejal y se preguntó que cómo era posible que entierren al cuerpo sin realizar una autopsia antes. “Hay que hacerlo en este momento para determinar la causa de la muerte”, recomendó.

En ese sentido, insistió en que los familiares de Albán deberían retirar el cuerpo y buscar a un patólogo, “que en Venezuela hay muchísimos” que están dispuestos a hacer el protocolo de autopsias, aunque dijo que las causas de la muerte se pueden determinar ahora o posteriormente.

Se extrañó de la rapidez del procedimiento si existe una investigación abierta por parte del Ministerio Público y envió un mensaje a los “fiscales honestos que aún están ahí a que no se presten a componendas” porque “estamos en presencia de un delito de lesa humanidad. Hay tortura y muerte”.

Criticó que el venezolano está muy “pasivo” ante la situación actual que se registra en Venezuela y manifestó que es “hora de despertar” porque lo que viene por parte de las autoridades es la “razzia”, por lo que hay que protestar siempre y evitar el “confort” que hoy en día tiene el Gobierno.

También deploró las palabras del fiscal designado por la Asamblea Constituyente, Tarek William Saab, de decir que Albán se había suicidado sin realizar las investigaciones pertinentes. Además, advirtió que todo el procedimiento en contra del edil está “viciado de nulidad” y que toda la acción es un “pase de factura porque se tomó una foto con Julio Borges”.

Hizo un llamado a la diputada Delsa Solórzano y al criminólogo Luis Izquiel para que exijan la presencia de patólogos privados para que realicen la autopsia, vayan a la Morgue de Bello Monte con el cuerpo y ratifiquen cuáles fueron las causas de la muerte de Albán para “determinar si antes de caer había perdido la vida”.

Ante la presunción de que el informe de defunción fue firmado por un médico comunitario, Ortega Díaz dijo que ese procedimiento no sería correcto porque ellos no están especializados y no estudian anatomía. “Solo lo puede hacer alguien con pericia”.

tal CUAL